Extracción barata de hidrógeno del agua, ¿en vísperas de una revolución energética?

Extracción barata de hidrógeno del agua, ¿en vísperas de una revolución energética?

Comparta este Artículo en:

La conversión de la energía en las formas más útiles y su almacenamiento para un uso posterior son fundamentales para la economía de la energía limpia.

Dado que las fuentes solares y eólicas producen energía solo de manera intermitente, existe una necesidad imperiosa de hallar formas de almacenar la electricidad que estas crean.

Una de las ideas más prometedoras para almacenar energía renovable es usar el exceso de electricidad generada por las renovables para descomponer el agua en oxígeno e hidrógeno.

El hidrógeno tiene numerosos usos en la industria y podría ser utilizado para energizar automóviles con células de combustible de hidrógeno.

Las industrias, sin embargo, no han usado de forma amplia el proceso de descomposición del agua debido al costo prohibitivo de los catalizadores hechos de metales preciosos que se necesitan, normalmente platino o rutenio.

Muchos de los métodos para descomponer el agua requieren también demasiada energía, o los materiales catalizadores necesarios se estropean demasiado rápido.

El equipo de Yuehe Lin, de la Universidad del Estado de Washington, en Pullman, Estados Unidos, utilizó dos metales baratos y disponibles de forma abundante para crear una nanoespuma porosa que en las pruebas realizadas ha funcionado mejor que la mayoría de los catalizadores que se utilizan actualmente, incluyendo los que están hechos de metales preciosos.

El catalizador que crearon parece una diminuta esponja.

Con su singular estructura y con sus numerosas superficies expuestas a través del material, la nanoespuma puede catalizar la importante reacción necesitando para ello menos energía que la requerida por otros catalizadores.

Se trata por tanto de un paso que puede resultar decisivo para lograr la tan ansiada extracción rentable de hidrógeno del agua, un paso de gran importancia para el lanzamiento definitivo de la producción de energía limpia a gran escala.

Los investigadores están ahora buscando apoyos adicionales para adaptar su tecnología al ámbito comercial.

Fuente: Noticias de la Ciencia

Artículos relacionados: