Los científicos ahora saben cómo su cerebro diferencia los rostros

Los científicos ahora saben cómo su cerebro diferencia los rostros

Comparta este Artículo en:

Y su cerebro sólo necesita 200 neuronas para hacerlo.

Los investigadores de Caltech han dado un gran paso en la determinación de cómo el cerebro procesa las caras.

El equipo encontró que el cerebro sólo necesita alrededor de 200 neuronas para diferenciar caras entre sí.

Para averiguar esto, los científicos primero mostraron a monos un conjunto de imágenes y registraron cuáles células de la cara, las neuronas que responden específicamente a las caras, dispararon y cuáles no.

Lo que encontraron fue que células individuales no respondían a caras únicas.

En cambio, cada célula codifica un vector, o una dirección en el espacio facial, lo que significa que una sola neurona puede responder sólo a cierta distancia entre los ojos de una persona o un hoyuelo en el lado izquierdo de la boca.

Por lo tanto, si bien hay decenas de miles de neuronas sintonizadas con características faciales, sólo necesita alrededor de 200 para codificar de manera única cualquier cara dada.

Las señales de ese pequeño número de células pueden codificar suficiente información para poder diferenciar una nueva cara de todas las otras que el cerebro ha encontrado.

Una vez que supieron a qué característica facial respondía cada célula, los investigadores pudieron mostrar al mono una nueva cara, registrar la actividad celular en respuesta a ella y reconstruir la cara en función de lo que hacían las neuronas.

Y fueron capaces de hacer esas reconstrucciones con notable precisión.

También fueron capaces de crear caras que se veían completamente diferentes entre sí, pero siempre y cuando esas caras compartiesen una característica específica, los investigadores podrían hacer que la misma neurona se disparase en respuesta a todos ellos.

Por lo tanto, si caras completamente diferentes tenían la misma línea torcida del pelo, por ejemplo, la misma neurona se dispararía en respuesta a cada cara.

Si bien estos hallazgos todavía necesitan ser replicados, este trabajo podría ayudar a las tecnologías de reconocimiento facial y la Inteligencia Artificial.

Le Chang, uno de los investigadores del proyecto, dijo en un comunicado de prensa: “Uno también puede imaginar aplicaciones en medicina forense donde uno podría reconstruir la cara de un criminal analizando la actividad cerebral de un testigo”.

Fuente: Engadget

Artículos relacionados: